lunes, 7 de julio de 2008

Vuelos...

Creo que nunca había extrañado mi lap como en este viajecito, esto del blog me ha servido demasiado y se ha convertido rápidamente en un pedacito de mi vida. Pero pues ya estamos de regreso por aqui, prometo que para mi próximo viaje llevaré mi lap conmigo.
Y haciendo alusión al título de la entrada, volé. Sí, tuve la oportunidad de irme en avión y siempre he dicho que es una de las cosas que más disfruto en la vida.

La adrenalina a causa de la velocidad, el acelere del corazón cuando despegas. Me encanta el sentir como todos mis problemas se quedan en la tierra, como me separo del día a día para vivir una oleada de emociones rodeada de un ambiente diferente através de la ventanilla. Observar un azul esplendoroso y esas nubes que hasta se te antojan y que a mi gusto irradian sentimientos de felicidad. Aunque claro que también uno se puede encontrar con esas impetuosas nubes grises, haciendo del viaje un remolino de reflexiones, de pensamientos acerca de la vida que tenemos allá abajo. Viendo nuestros problemas tan chiquitos y hasta riéndonos de la preocupación y estrés que genera algo tan simple.

¿Mi peor momento del vuelo? Dejar de ver el paraíso de nubes para volver a observar la diminuta ciudad que se va aumentando de tamaño, hasta sentir nuevamente la adrenalina y el acongojo del corazón, por hacer contacto con la tierra y dejar en el cielo, aquel mundo de fantasía, creado para nosotros. Y lo he dicho tantas veces, si yo fuera animal, sería una hermosa ave para vivir en los cielos, donde los problemas son sólo una ráfaga de viento.

Y después de mis desvaríos, los dejo, un saludo a toodooos jaja!

6 comentarios:

Malhechecito dijo...

Que bonito escribes a pesar de que estas muy niña, de verdad que el volar y ver las nubes e imaginarse como que uno puede caminar sobre ellas es un increible sentimiento.
Un saludo

Nerico dijo...

¿Será que uno guarda en el corazón el deseo de lo infinito?
Habría que buscar en el cielo el espacio que no tenemos en la tierra. Al parecer, es el único lugar donde uno crece hacia todos lados, incluso hacia abajo.

Sara Gabriela dijo...

Gracias, sí, me falta un poco de experiencia para escribir todo lo que siento pero en esas andamos.

Y muy cierto, el estar en el cielo, es poder estar en ese espacio que deseamos en donde todo puede ocurrir. =)

Rodcaf-X dijo...

Que poetica, jejejeje, si quedisfrutas mucho el volar, que bien, habercuando la oportunidad te vuelve a aparecer.

Saludos.

ave de estinfalo dijo...

holas
saludos lindo escrito
sentir que los problemas se quedan en la tierra
eso es bueno

cuidate mucho

saludos desde durango mexico

BeRe! dijo...

a mi tambien me encanta el avion!!
es muy comodooo y t distraes con cosas no tan comunes como lo harias cuando viajes en carros( con esas vakitas, burros, cerditos, caballos, gallinas,ovejas, etc)
Me gusto muxo tu blog!! asi ke espero y sigas poniendole mas cosas =)